sábado, 1 de junio de 2013

Embargan casa de edil de Cuautiltán por deuda

Embargan casa de edil de Cuautiltán por deuda

"Estoy buscando la protección de la ley a través de un juicio de garantías, que esa resolución de un juez, que se nos hace absurda, que otra instancia superior la eche abajo", dijo
Foto: Especial
Notas Relacionadas
31 de mayo 2013 08:00
Juan Manuel Barrera
31 de mayo 2013
08:00
Juan Manuel Barrera Aguirre
CUAUTITLÁN, Méx. El alcalde Gabriel Casillas Zanatta fue embargado en su domicilio y multado con 50 días de salario mínimo por un adeudo del ayuntamiento de 78 mil pesos a un proveedor.
Casillas Zanatta informó que el gobierno local enfrenta múltiples embargos de proveedores de bienes y servicios, a los que adeuda 170 millones de pesos en total; también debe 16 millones de pesos por juicios laborales perdidos y otras 71 demandas laborales están pendientes, con monto de 71 millones de pesos.
Relató que la semana pasada fueron embargados vehículos de su propiedad en su domicilio y multado con 50 días de salario mínimo, luego de que un juez así lo ordenó por adeudo de 78 mil pesos del ayuntamiento a una ferretería.
“Estoy buscando la protección de la ley a través de un juicio de garantías, que esa resolución de un juez, que se nos hace absurda, que otra instancia superior la eche abajo”, dijo.
Agregó: “Son criterios de un juez (embargar bienes de su propiedad y no del ayuntamiento), que así lo manifestó”.
Mencionó que en la primera quincena de enero pasado, cuando recién tomó la administración municipal, una resolución del Tribunal Contencioso Administrativo (TCA) del estado de México ordenó el pago de más de cuatro millones de pesos y la destitución e inhabilitación del alcalde, síndico y regidores del ayuntamiento.
Añadió que dicha deuda es a una empresa constructora que realizó las banquetas del centro municipal durante la administración del ex alcalde Manuel Becerril, con la que acordó pagos durante 32 meses, para solucionar el problema.
Casillas Zanatta aseguró que el anterior gobierno municipal, que encabezó el entonces alcalde Francisco Javier Fernández Clamont, dejó deuda de 170 millones de pesos a proveedores y 20 juicios laborales causaron ejecución, con monto a pagar de 16 millones de pesos.
Afirmó que presentó ante el Órgano Superior de Fiscalización del Estado de México (Osfem) un pliego de 300 observaciones del anterior gobierno municipal, por lo que dicha instancia será la encargada de determinar si existieron irregularidades financieras.
Informó que dialoga con los acreedores del ayuntamiento para llegar a acuerdos de disminución de la deuda y pagar próximamente.

No hay comentarios:

Publicar un comentario